domingo, 20 de noviembre de 2016

DE ESTE A OESTE

Hoy hemos extendido nuestra participación en carreras de Este a Oeste de España. En el Este teníamos la más importante, la maratón de Valencia, en el Oeste peninsular tocaba pelearse con la montaña en Jarandilla y contra todo en el Duatlón de La Zarza.

MEDIA MARATÓN DE MONTAÑA DE JARANDILLA
Miguel, Victor, Sira, Ángela, Samuel, Rafa S., José Miguel y Luismi

     Ahí tenéis a los presentes en Jarandilla, avezados montañeros y montañeras, algún todo terreno y un novatillo. Las predicciones auguraban que el cielo se abriría sobre los corredores, como suele ser habitual se trataba de una exageración aunque la lluvia nos acompañó desde Villanueva y por supuesto durante toda la carrera.

     Tras la recogida de dorsal y bolsa y ponernos a tono con un café dedicamos los 10 minutos que restaban a un breve calentamiento antes de situarnos en línea de salida.

Chubasquero último modelo

    Momento gracioso el de vestirnos porque todos preguntábamos a los demás qué iban a llevar puesto para luego hacer lo que cada uno quiso. Allí había desde chubasqueros hasta manga corta, pasando por larga o las dos cosas a la vez. Realmente frío no hacía, sí una fina lluvia que se tornaría más gruesa en algún momento de la carrera.


    Victor toma posición en primera fila con la élite (había un gran nivel de montaña) y los demás nos colocamos arreglo a nuestra categoría. Pistoletazo y a correr reservando energías siempre pensando en lo que pueda venir. El trazado está bien pensado porque comienza con una bajada continua hasta el río, luego ya calentito te vuelven a hacer subir al pueblo para ir dando tono a las piernas. Un corredor me advierte que tranquilo hasta el km. 6 en el que hay una subida hasta el 9.
      Y efectivamente, monte a través por estrechos senderos vas subiendo y subiendo con una dificultad añadida, el barro. resbalones continuos y aumento del peso de la zapatilla por el que se le va pegando (creo que todos pensamos en las caras de nuestras mujeres cuando llegásemos a casa con esas zapatillas). Llegamos al 9, la subida ha terminado y ahora toca llanear un poco por la cima en la que la arboleda es más abierta y el paisaje de abajo espectacular. Luego hay que bajar lo subido, fuerte pendiente.
      Próxima dificultad km. 11. Cuentan las leyendas que hay una rampa de 500 m. que casi nadie consigue hacer corriendo, la lluvia sigue cayendo y a esas alturas las zapatillas ya han perdido todo su barro. Llegamos arriba, otra prueba superada y otro descenso acusado entre árboles, sobre todo castaños, grandísimos. Esto es precioso.
     Hemos bajado y bajado, la lluvia es cada vez más intensa, vamos empapados. En lo alto de una montaña divisamos un pueblecito, alguien pregunta si hay que subir ahí, otro contesta que espera que no y un tercero más informado dice que le han hablado de una subida al Guijo o algo así. Efectivamente, era el Guijo de Santa Barbara y del 14 al 17 no te queda más que meter riñones, isquios y gemelos para subir una rampa que en cada curva se hace más pendiente hasta coronar.
     Los 4 últimos kilómetros son gloriosos, es la hora de que trabajen los tobillos, los músculos tibio/peroneos y los cuadriceps. Una pendiente vertiginosa te hace coger más y más velocidad, casi se derrapa en las continuas curvas, pero el firme es muy bueno y te agarras bien. Aquí todos batimos nuestro record de velocidad y la entrada en meta es quizás la más rápida que yo haya hecho.

    Al final Victor 3º en su categoría, Sira 3ª clasificada en la general y 1ª de su categoría, Ángela 3ª en su categoría y todos muy contentos y satisfechos.

CRÓNICA DE ÁNGELA

"bonita carrera la de hoy nisiquiera el agua nos la a fastidiado y mira q ha llovido de principio a fin, he disfrutado muchísimo llegue con muchas dudas a causa de una faringitis q me ha tenido toda la semana fastidiada incluso pensé no correr, pero podían más las ganas de subír al monte, nada más allí estábamos todos decidiendo q ponernos jaja correr con largo, corto con chubasquero sin el un dilema yo decidí correr en corto y sin chubasquero se iba a mojar igualmente , quería ir ligera sin estorbos y así hice en las primeras cuestas ya empezaba a sobrar todo, todo perfecto hasta el km 6 q empezamos a subir por un camino arcilloso q estaba todo embarrado, barro hasta los ojos 👀 así hasta el km 10  y sin parar de llover, luego llegamos a unas pistas q ya se podía correr sin barro, afloja un poquillo el agua algo  se agradecía, hay se podía recuperar el tiempo q perdimos con el barro, empecé a adelantar  puestos,pasamos la carretera y otra vez una buena subida  sería la última fuerte hasta subir al grijo, una subida q si mirabas la casa de ladrillo alucinabas hasta donde tenías q ir lo bueno q ya no tendríamos más barro, conseguí subir el Grijo sin parar iba bien, toda la subida la hice con un señor q se llama Valentín a pocos metros por delate iba Miguel , cuando conseguimos subir este señor me contó q había dado un istu y q llebaba unas placas en la espalda y q le costaba más trabajo subir, q bajar sele daba mejor porq no le dolía tanto todo el cuerpo, me dijo tira tu q yo tengo q parar un rato.Km 16 empezamos a bajar y hay vierais al gran Valentín bajar a toda pastilla empezó a adelantar q no había quien le siguiera, yo apreté daba gusto bajar a tal velocidad pero llego un momento q me agobie el agua me mareaba fue un km de nada recupere la pasión de la bajada y empecé a quedarme gente detrás ya estaba todo hecho otro año q lo conseguí otra pa la saca, recomiendo esta carrera si alguien no la corrió q la corra no decepciona creo q he terminado en 2 con 03 muy contenta pero para mi en estas carreras el tiempo es lo de menos."
Ángela

DUATLON DE "LA ZARZA"
     En La Zarza se celebró hoy un duatlón en el que partíamos con dos representantes Ana y David.

       David se estrenaba en la modalidad y no lo ha podido hacer mejor pues ha sido 3º en su categoría.

   Ana tiró de su habitual bravura para completar una extraordinaria prueba con subida al podio, 1ª de su categoría. A continuación nos lo cuenta en su crónica:

"Aunque estuve todo el sábado pensando que no iba a participar en el Duatlón de La Zarza por miedo a la lluvia, esta mañana me he levantado decidida a intentarlo y si lo veía muy peligroso abandonaría sin ningún tipo de reparo.

 Así me presenté en la línea de salida convenciéndome de que no pasa nada por abandonar. Cuando suena el pistoletazo de salida el primer tramo de carrera a pie 2,5 km la gente iba a la velocidad del rayo y yo seguía al pelotón, no estaba lloviendo y era un circuito de sube y baja dentro del pueblo pero sin ninguna complejidad. Cuando estamos acabando este primer tramo comienza a llover, yo había dudado mucho sobre la ropa a utilizar y decidí dejar un chubasquero junto a la bicicleta para  usarlo en este segundo tramo más que nada porque me haría de cortavientos, empieza apretar la lluvia y me puse el chubasquero, el casco, los guantes... no os podeis imaginar el estres que supone ponerse ropa en una carrera, cojo la bici y sigue apretando la lluvia, yo que llevaba las gafas no sabía que me estaba pasando pero no veía nada estaban mojadas y empañadas, me las quito y las meto en el bolsillo del chubasquero, me echo a subir las calles adoquinadas y mojadas de mi pueblo, controlando muy bien para no resbalar y pasando la plaza hay que hacer un giro para subir una de las calles con más pendiente de La Zarza y a la vez más bonita, ya hay algunos que deciden bajarse de la bici, yo todavía me mantengo encima y controlando muy bien llego a la puerta principal de la iglesia que está en lo más alto del pueblo.
Empiezo a relajarme y empapada totalmente al girar en la iglesia en un llano el sítio menos peligroso que os podais imagina,r allí mismito mi rueda derrapó y caí sobre mi rodilla justamente en la puerta del perdón de la iglesia, hice la reverencia, con un dolor considerable y sin querer perder tiempo bebí un trago de agua y palante que tocaba salir del pueblo para ir al monte. Sin dejar de llover entramos en el campo de batalla de subes y bajas contínuos de barro, charcos, piedras sueltas a una velocidad para mi importante fueron transcurriendo los 13 km del recorrido pasando por unos paisajes preciosos que no daba tiempo a admirar pero que recomiendo que visiteis.
Hubo momentos en los que masticaba barro y me golpeaba en los ojos para entrar al momento en charcos enormes en los que no sabías si ibas a salir en bici, andando o nadando, pero nunca imaginé que disfrutaría tanto con tanto peligro. Cuando acaba el tramo de monte y cogemos la carretera de circunvalación para abajo a toda velocidad wou!! que subidón !! ya había hecho lo más difícil. Llegamos otra vez al área de transición y a correr de nuevo, que horror las piernas no responden los gemelos se suben no puedo andar y correr menos todavía, hasta que poco a poco las piernas van respondiendo, gracias que son solo dos kilómetros y medio y sin parar de llover para acabar estupendamente.

 Con podium incluido, trofeo, cajita de pasteles y una puesta a punto gratuita para mi bici .
Por cierto mi camiseta blanca no hay manera de quitarle las manchas de barro se ha quedado de color marroncillo y eso significa que o cambiamos ya de camiseta o yo no vuelvo a competir". Saludos.
Ana
MARATÓN DE VALENCIA

       Podemos confirmar que nuestros dos representantes en esta supercarrera han conseguido terminarla y estos han sido sus tiempos oficiales.
Yolanda tiempazo 3:45:47 a una media de 5:22 min/km. ha ocupado el puesto 7323 de la general, 59 de su categoria.
Antonio O. la ha terminado con un tiempo de 4:51:07 a una media de 6:55 min/km ocupando el puesto 15016 de la general, 2368 de su categoría.
En breve crónica completa de nuestros campeones

Un saludo

5 comentarios:

Angela Bayon Cano dijo...

Sira a quedado primera de su categoria y 3 ade la general.Luismi se nota q has disfrutado creo q irás más veces

Anabel Barrero Gordillo dijo...

Enhorabuena chic@s, que barbaridad, ni aunque os amenacen con el diluvio universal parais!!

Angela Bayon Cano dijo...

Enhorabuena Ana toda una super carrera.

Luismi dijo...

Fantástica exhibición de nuestras chicas, Sira, Ángela, Yolanda y Ana que no para de sorprendernos.
Por lo que respecta a mi, efectivamente como dice Ana disfruté muchísimo en Jarandilla, una carrera que recomiendo a todos y que ahora me arrepiento de no haber hecho antes. Todos hemos escuchado muchas veces en el mundo del futbol aquello de "se juega como se entrena" y en mi caso se ha cumplido, no podía evitar apretar, meter velocidad en las subidas porque es lo que he venido haciendo durante el último mes, el llaneo y las bajadas eran pan comido.
Muchas gracias a Ángela por animarme a participar y a Jose Álvarez por sus consejos y orientación.
El próximo domingo, MEDELLÍN.

Un saludo

Angela Bayon Cano dijo...

Lo de disfrutar lo dije yo jaja ponte las gafas para leer jaja